Ética empresarial: Finanzas

Las organizaciones que brindan servicios financieros no pueden permitirse que sus empleados dejen su moral en la puerta de entrada cuando entran. Las finanzas generalmente dependen de un nivel muy alto de ética.

Las finanzas dependen de la confianza

Los mercados se rompen sin confianza. Si los mercados financieros están llenos de comerciantes deshonestos, los individuos comenzarán a desconectarse de él, reduciendo así la capacidad de encontrar inversiones y, por lo tanto, reduciendo el crecimiento económico. Un mercado con una ética fuerte es más inclusivo, lo que lo ayuda a ser más líquido y ofrecer opciones financieras más baratas.
Los participantes del mercado financiero a menudo tienen libertad económica, y a menudo con buenas razones, pero los intercambios financieros exitosos en el mundo son más famosos por la confianza que por el grado de su libertad.

Ética empresarial: Finanzas

Si la confianza es importante y no se puede lograr solo con las leyes, ¿qué tan importante es tener acuerdos y códigos morales que estén más allá de la ley, especialmente cuando la ley es a menudo la forma de codificar los comportamientos éticos?

Un marco ético

La guía ética más simple para los profesionales de finanzas debe tener tres objetivos:
  • El primero es tener estándares éticos más altos y un sistema financiero más inclusivo.
  • El segundo, deberíamos ser más conscientes de las elecciones morales, pero la moral no debería imponerse a las personas de manera sofocante.
  • El tercer objetivo es mantener las cosas simples.
A menudo vemos que los participantes del mercado financiero dudan un momento antes de decidir si seguir adelante con una transacción. Es cuando evalúan si la transacción tiene sentido, se siente extraña o es evitable. En ese momento, las personas tienden a preguntar si conocen a las personas involucradas en la transacción y si se realizó una transacción similar antes.
 
Ninguno de los dos es un estándar ético muy exigente. Podemos ofrecer a estos participantes del mercado algunas preguntas más, y después de eso depende de ellos y de sus empresas cómo se comportan. Sin embargo, ese comportamiento no debería ser tan ruinoso que afecte el mercado o la economía.
 
Las preguntas clave que debe hacer al preparar una transacción son: ¿alguna vez ha enfrentado una situación en la que ha puesto a alguien en ventaja sobre los demás?
 
Obtener un préstamo de un cliente que lo lleve a la bancarrota cuando uno compra los activos de la compañía más barato no es ilegal, pero no es ético. Del mismo modo, sacar productos del mercado y dificultar su búsqueda no siempre es ilegal, pero no es ético.
 

La consideración final

Las consecuencias de una transacción financiera nos llevan a preguntarnos si una transacción y sus implicaciones son claras y si estarán sujetas a escrutinio.
  • En caso afirmativo, la responsabilidad moral de los participantes del mercado se reduce y pueden concentrarse en proporcionar un servicio ético. En estas circunstancias, las personas están en una mejor situación para tomar decisiones correctas.
  • Si no, la carga moral sobre el financiero es mayor. En estas circunstancias, una justificación escrita para el registro sería una mejor opción.
Los individuos a menudo necesitan tomar sus propias decisiones morales. Estos no se pueden codificar fácilmente en una lista de lo que se debe y no se debe hacer. Sin embargo, las personas pueden y deben ser ayudadas a llegar a estas respuestas importantes, permitiéndoles hacer las preguntas correctas.


ANTERIOR: Gestión de recursos humanos

SIGUIENTE: Ética empresarial: Empleados y moral

INDICE: Curso de ética empresarial 

Comentarios